4 de febrero de 2012

Hoy es un día de esos en que quizás no encuentres sentido a nada,pero estos años te han servido para algo. Te han servido para poder apreciar los pequeños detalles día a día. Y también para darte cuenta de que no puedes ver los días como una gama de colores. Que los días que te pueden parecer negros, te tienes que parar a pensar, y darte cuenta de que siempre habra algo bueno por lo que esbozaras una sonrisa.Y que los días que te parezcan rosas, esos en que te apetece comerte el mundo...tendrás que parar tus pies y recordarte a ti misma que las cosas nunca serán perfectas, que siempre habrá algo para recordarte que lo perfecto no existe.
También te han servido estos años para poder apreciar los pequeños detalles, que día a día te hacen ser más grande...Por ejemplo, puedes apreciar la brisa golpear tu cara al andar a toda prisa por las calles, mientras escuchas tu canción favoritas y observas el cielo de una forma un tanto especial. Y sin saber muy bien porque, sonríes, y te das cuenta de que la vida da muchas vueltas, que en un minuto puedes estar en el cielo, y al segundo estar en el infierno. Te miras al espejo, y sacas tu mejor sonrisa mientras sueñas ,como cuando eras pequeña, que eres una adolescente famosa, que pasea por la alfombra roja, y mientras te ríes como una niña pequeña desfilas,te marcas tus mejores pasos y te ríes de ti misma, pero prefieres quedarte con tu sonrisa antes que llorar al ver todas las injusticias que existen en este mundo.

No hay comentarios: