26 de diciembre de 2011

Alguna vez habras tenido esa sensación de impotencia cuando te gusta alguien? Cuando te metes 768.236.498 veces en su tuenti al día.
Y ves cada día las mismas fotos, y el mismo tablón, que la mayoría de las veces suelen ser frases raras o canciones de las que no se saca nada en claro.
Hasta el punto de que te acabas por aprender todos sus comentarios que tampoco suelen ser algo más que quedamos a tal hora, que guapo eres o un simple gracias de una persona a la que felicito.
Esa sensación de impotencia de cuando ves en su tuenti un comentario de una chica que no conoces, acto seguido intentas meterte en su tuenti...¿Será más guapa que yo? ¿Tendrá novio?¿ Le gustará el? y ¡Mierda, Será asquerosa que tiene el tuenti bloqueado! y lo único que puedes ver es una foto suya diminuta en la que no se la ve nada... !
También esta, lo de fijarse en cada minucioso cambio de su estado, para ver si sigue teniendo puesto a aquella chica, o simplemente para ver como esta.
¿Y que me decís de las visitas? ¿Cuantas de sus visitas serán tuyas?
Porque a pesar de todo esto, de saber que seguramente cuando nos metamos en su tuenti estará igual que ayer y que antes de ayer.. Seguimos visitándole una y otra vez, quizá sea por la necesidad de controlarle, la necesidad de verle a cada momento aunque solo sea en alguna que otra foto, esa necesidad de tenerlo a nuestro lado

No hay comentarios: